Noticias España

‘Carlos, Rey Emperador’: Blanca Suárez es Isabel de Portugal en el episodio 3

Llega el próximo lunes 21 de septiembre, a las 22:00 horas en La 1, a Carlos, Rey Emperador la futura reina, interpretada por Blanca Suárez. La actriz se incorpora a la serie como Isabel de Portugal, una mujer culta, hermosa e inteligente que se convertirá en la esposa de Carlos de Habsburgo. Sin embargo, en este tercer capítulo de la ficción protagonizada por Álvaro Cervantes los espectadores asistirán a las reticencias de Carlos al matrimonio con la princesa de Portugal, a pesar de las exigencias de los españoles.

Por segundo lunes consecutivo, los espectadores no se perdieron la nueva serie histórica de TVE realizada en colaboración con Diagonal TV. Más de 2,6 millones (2.654.000) y 14,2% de cuota de pantalla, siguieron el segundo capítulo de la ficción que narra la vida de Carlos de Habsburgo. Dirigida por Oriol Ferrer y con guion de José Luis Martín, sumó más de 5,1 millones (5.181.000) de espectadores que vieron algún momento de la serie.

Capítulo 3

La relación entre Carlos y Germana va a dar un fruto inesperado. El entorno del rey desea aprovechar el embrollo para librarse de la reina viuda, pero Carlos se resiste a cortar la relación y apartarla de la corte. Margarita de Habsburgo, su tía, toma cartas en el asunto. Informada por su sobrino Fernando, que ya se encuentra en Flandes, envía a Carlos a su hombre de confianza con una doble misión: hacer entrar en razón a Carlos y mermar la influencia del señor de Chièvres, cuya codicia amenaza con despojar al joven rey del trono. El riesgo es verdadero y llega en el peor momento, pues Carlos deberá aspirar a la corona imperial en breve.


No será el único que lo haga: Wolsey, el canciller de Enrique VIII, maniobra con el rey de Francia para convertirlo en emperador, a cambio de su apoyo para ocupar en su día el trono de San Pedro en Roma.

Mientras, a Portugal ha llegado noticia de que los españoles exigen a su rey que se case con Isabel, su princesa. Ella se muestra bien dispuesta al matrimonio con Carlos para dar continuidad a la voluntad de sus antepasados. Pero el joven rey tiene otras preocupaciones…

En Cuba, Cortés ve la oportunidad de cumplir su sueño mediante una artimaña: convertir una expedición de rescate en una de exploración y colonización. Para ello empeña toda su fortuna. La llegada de aquél a quien debía rescatar lo obligará a improvisar una solución, pues para él ya no hay marcha atrás.


Noticias relacionadas

Comentarios

Suscríbete al blog por correo electrónico

To Top