Noticias Estados Unidos - 5 febrero, 2018

‘This Is Us’: las revelaciones del episodio post Superbowl

This Is Us

NBC emitía la Superbowl ayer domingo 4 de febrero y justo después un episodio especial de This is Us, que finalmente arrojó luz sobre las circunstancias de la muerte de Jack. Ahora, la muerte de Jack no tiene secretos para nosotros.

Al poco tiempo de lanzarse la serie de This is Us, hace año y medio, descubriuamos que el patriarca Jack Pearson, interpretado por Milo Ventimiglia, moría prematuramente. La doble temporalidad de la serie permite a los guionistas aumentar la presión en torno a ese momento, dejando tiempo a los espectadores a especular sobre el origen de la muerte.

Accidente de coche, su alcoholismo, el 11 de septiembre… se han barajado muchas teorías durante este tiempo, de las más convincentes a las más inverosímiles, y solo el creador Dan Fogelman y el actor conocían la verdad.


Al comienzo de la segunda temporada los guionistas dejaban pistas como cuando Rebecca (Mandy Moore) estallaba en llanto frente a los escombros de una casa quemada. En el episodio 12, un plan basado en una alarma de incendios sugiere la inminencia del drama, mientras que en el episodio 13, emitido la semana pasada, se ponían fin a todas las teorías: Jack está muerto a causa de un incendio, que fue declarado por un defecto en un aparato eléctrico. La elección de un accidente doméstico se ajusta perfectamente al espíritu de la serie, lo que siempre favorece la simplicidad y autenticidad.

Dos preguntas importantes seguían en el aire antes de este episodio Super Bowl de This is Us: ¿Por qué Jack es el único miembro de la familia Pearson que no pudo escapar del incendio? ¿Y por qué Kate se sentía tan responsable por la muerte de su padre?

Las respuestas estaban relacionadas. Jack primero salvó a su familia uno por uno, antes de ir a salvar al perro de Kate, quien se lo imploró, y recuperar algunos objetos importantes como el álbum familiar.

Pero Jack no muere en el incendio sino un poco más tarde en el hospital a consecuencia de una parada de corazón después de respirar demasiado humo tóxico. La oportunidad de ofrecer escenas conmovedoras a Mandy Moore, más conmovedora que nunca, y de mostrar como la noticia de la muerte del patriarca se extiende poco a poco, una escena terrible tras otra. Un episodio extremadamente bien construido y consistente.

20 años después, los Pearson siguen atormentados por la muerte de Jack. Aunque ha pasado el tiempo, el dolor sigue presente en todos ellos y se expresa de diferentes maneras. Randall parece haber logrado avanzar gracias a la familia que fundó, Kate y Kevin todavía están profundamente marcados, bloqueados desde el día en el que su mundo se colapsó.

Pero las cosas van cambiando, aunque sea muy lentamente. Este capítulo de This is Us abre muy discretamente una puerta al futuro de la serie, que no tiene más remedio que renovarse. Proyecta a sus personajes hacia el futuro cuando descubrimos que la asistenta social es en realidad la hija mayor de Randall y Beth, Tess. A ella se une un Randall anciano. ¿Y ahora?

 

 

Noticias relacionadas

Comentarios

Suscríbete al blog por correo electrónico

To Top